Son Derechos Humanos, no privilegios.

Existe la creencia errónea de que en los países con regímenes democráticos los Derechos Humanos están garantizados y que son los países con democracias inmaduras o dictaduras los que incumplen la Declaración Universal de Derechos Humanos.

Para nuestra suerte y vergüenza Amnistía Internacional lleva años elaborando su informe anual sobre el estado de los Derechos Humanos en el mundo y en él, cada año, encontramos motivos de preocupación en todos los países.

Es cierto que los incumplimientos en algunos países afectan los Derechos Humanos de primer nivel (individuales y políticos) y, ante las atrocidades que se comenten, perdemos la perspectiva de la vulneración de los Derechos Humanos en nuestro entorno cercano, incluidos en los Derechos Humanos de segunda generación y entendidos como derechos sociales.

Quizás sea oportuno en estos momentos recordar el Artículo 25-1.

[pullquote] Artículo 25-1. Toda persona tiene derecho a un nivel de vida adecuado que le asegure, así como a su familia, la salud y el bienestar, y en especial la alimentación, el vestido, la vivienda, la asistencia médica y los servicios sociales necesarios; tiene asimismo derecho a los seguros en caso de desempleo, enfermedad, invalidez, viudez, vejez u otros casos de pérdida de sus medios de subsistencia por circunstancias independientes de su voluntad.[/pullquote]

Recientemente se publicaba que durante el primer año de gobierno del Partido Popular, se produjeron un total de 36.000 manifestaciones y concentraciones. En los últimos meses las protestas se centraron en la privatización de la sanidad y en la entrada en vigor de las nuevas tasas universitarias.

Sumemos a estos hechos, la revisión de las pensiones, el euro por recetalas cifras de paro cerca de los 6 millones, la reforma laboral que se aplicarán a las nuevas regulaciones de empleo (anunciadas en el sector de la banca). ¿Es exagerado considerar que el cumplimiento del artículo 25 está comprometido?.

Tengamos presente el artículo 25-1  la próxima vez que nos planteen una medida de ahorro, recorte o racionalización. Estamos hablando de derechos, no de privilegios.

Anuncios

3 pensamientos en “Son Derechos Humanos, no privilegios.

  1. Soy una ciudadana más española y dolida por ver como nos engañan y viven tan bien a costa de la ciudadanía.Yo no entiendo de leyes, pero me gustaría saber si a través de recoger firmas se puede llegar a derogar una ley. Me explico, la ley de la amnistía fiscal que lo único que hace es proteger a los corruptos, ¿se puede derogar por petición de firmas de los ciudadanos?. Si es así ¿cuántas firmas necesitaríamos? ¿Dónde deberíamos de presentarlas?. Si me pueden dar unas indicaciones, se lo agradecería enormemente pues tendría mucho trabajo por delante por el que luchar. Mil gracias por toda la gran labor que hacéis en el equipo de la fundación. Fuerza y paz.

    • Hola Ana María
      Puede que hagas referencia a una iniciativa legislativa popular recogida en la Ley Orgánica 3/1984, de 26 de marzo http://www.boe.es/diario_boe/txt.php?id=BOE-A-1984-7249 y se necesitarían 500.000 firmas recogidas en papel o internet en el plazo máximo de 9 meses y presentarlas ante la Mesa del Congreso de los Diputados. No obstante, parece que los asuntos tributarios están excluidos…!!!!
      Hay sin embargo otras plataformas que hacen visible la opinión de los ciudadanos, http://www.change.org/es, para proponer una iniciativa y pedir apoyos, http://tuderechoasaber.es/es para hacer preguntas a la administración sobre los datos que son públicos.
      El ciberactivismo es una manera de hacer oír tu voz. Tu no dejes de decir lo que piensas.
      Gracias
      Fibgar

  2. Muy interesante la reflexión. Desde luego no me parece exagerado poder afirmar que las últimas decisiones políticas en España (y digo decisiones políticas y no leyes porque no me parece que merezcan ese apelativo, en tanto en cuanto la LEY es expresión de la voluntad ciudadana y no una imposición a los ciudadanos como son todas estas medidas) estén llevando a una conculcación del artículo 25 de la Declaración Universal de Derechos Humanos. Me gustaría añadir algo en relación con este artículo y nuestra Constitución, en la que, a pesar de su indudable valor, percibo multitud de defectos sobre todo en cuanto a las garantías de la existencia efectiva de un Estado de Derecho. No soy experta en derecho constitucional, pero por lo que sé ese artículo 25 tiene un claro reflejo en los Principios Rectores de la Política Social y Económica recogidos en el Capítulo III del Título I de nuestra Constitución, que sin embargo no son directamente exigibles ante los Tribunales y no tienen el carácter de derecho fundamental. Me choca esta diferencia tan grande en su consideración por la DUDH y nuestra Constitución. Y cabría preguntarse si estos derechos podrían hacerse exigibles directamente ante nuestra jurisdicción, no alegando la Constitución sino la DUDH, ratificada por España y por lo tanto, parte de nuestro ordenamiento jurídico incluso con rango superior a la norma constitucional.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s