La tortura como método institucional de interrogatorio.

El diario británico The Guardian y el canal de televisión BBC Arabic han publicado el resultado de sus investigaciones sobre las torturas perpetradas en centros de detención en Irak, creados y gestionados por los coroneles James Steal y James Coffman que reportaban directamente al entonces secretario de Defensa, Donald Rumsfeld, y al general David Petraeus.

Ésta investigación implica que éstas prácticas eran conocidas por los máximos responsables de la defensa estadounidense, contradiciendo la versión oficial que sostiene que los casos de tortura que habían salido a la luz, como los perpetrados en Abu Ghraib, eran comportamientos execrables, pero aislados, de algunos soldados.

La quiebra de la legalidad internacional tras la guerra de Irak ya se había hecho patente y las detenciones ilegales ya se habían denunciaron en el documental “El alma de los verdugos, las tinieblas del poder” basado en el trabajo del juez Baltasar Garzón y el periodista Vicente Romero, emitido por TVE en marzo de 2008. 

En este documental se pasa revista a la quiebra en el respeto a los derechos humanos de los Estados Unidos tras los atentados de septiembre de 2001 que dan lugar a espacios como Guantánamo, a la “redefinición” de las técnicas de interrogatorio y a la justificación de la vulneración de los derechos humanos en aras de la seguridad y defensa frente al enemigo.

Los responsables de estos centros de detención en Irak desarrollaron para su gobierno un trabajo sucio,  justificado por un bien mayor. Enarbolando ideales de libertad y democracia, inmersos en la tarea de la “pacificación” y armados con el poder que otorga ser la potencia ocupante, violaron los derechos humanos de los ciudadano iraquíes detenidos y no pusieron límites en los interrogatorio de sus prisioneros.

Según la información de The Guardian, James Steal y James Coffman ya habían desempeñado un papel similar en la guerra sucia en América Latina de los años 80. Los casos de tortura y las violaciones de los derechos humanos en América Latina están recogidas y ampliamente documentadas en el libro “El Alma de los Verdugos” y el documental del mismo título realizado por el juez Baltasar Garzón y el periodista Vicente Romero.

De torturas, verdugos y víctimas, la humanidad tiene una larga experiencia. Resistamos la tentación de mirar para otro lado, enfrentemos el dolor de las víctimas y superemos el estupor que nos produce la existencia de los verdugos.

Anuncios

Un pensamiento en “La tortura como método institucional de interrogatorio.

  1. Pingback: Chile 1973-2013. Reconocer la verdad, actuar con justicia, alcanzar la reconciliación. | afavordetodos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s